Total de visualitzacions de pàgina:

divendres, 28 de febrer de 2014

ENTREVISTA A GABRIEL NOGUERA VICH, ESTUDIANTE DEL PROGRAMA ERASMUS EN UTRECHT (HOLANDA)

Gabriel Noguera, estudiante que goza de una beca Erasmus
Caterina Vich/Maria Bauzà, 3r C
Hoy entrevistamos a Gabriel Noguera Vich, que actualmente está haciendo un Erasmus en Utrech, y nos va a explicar cómo se convive, cómo entró, etc.

¿Qué trámites tuviste que hacer para conseguir la beca?
Probablemente la parte más dura del Erasmus es la cantidad de documentos y requisitos necesarios para llegar a conseguir la beca.
Para empezar necesitas tener al menos 60 créditos superados (lo que equivale a un curso) . Al tener estos créditos superados puedes rellenar un formulario que se debe adjuntar con tu currículo, tu expediente académico y varias copias de tu DNI, pasaporte y carnet de familia numerosa si es tu caso.
En dicho formulario debes incluir un máximo de cinco universidades donde querrías además de un texto donde explicas las motivaciones académicas y personales que te han llevado a elegir una u otra universidad.
Una vez se ha comprobado este documento se decide a que universidad de las cinco opciones vas a ir. La selección se hace en base a tu nota media.
Que tu universidad haya elegido una universidad de acogida no significa que vayas automáticamente. Las universidades de acogida tienen sus propias normas, en mi caso tuve que realizar un examen de inglés y mandar otra carta con mis motivaciones, mi currículo etc.
Una vez la universidad de acogida te ha aceptado tienes que empezar a tramitar los dos documentos más importantes: El Learning Agreement y la Matricula de tu propia universidad.
El Learning Agreement es el documento que recoge las asignaturas que debes cursar y superar en la universidad de acogida y las compara con asignaturas que tienes que hacer en tu propia universidad ya que el Erasmus es como un curso más en tu carrera.
El siguiente paso es formalizar el “Contrato Erasmus” por el cual te comprometes a realizar toda tu estancia y a aprobar un mínimo de asignaturas, si no cumples estas pautas, se cancela el contrato y no recibes tu beca.
El “Contrato Erasmus” también implica que tienes que mandar cierta documentación como un certificado de llegada a la ciudad de acogida, un certificado de estancia y un documento final sobre tus resultados en la universidad de acogida.

¿Cómo es la convivencia?
En mi caso la convivencia de momento ha sido muy positiva. Fui seleccionado para estar en una residencia muy bien situada en el centro de Utrecht que está reservada para estudiantes internacionales. Convivo con estudiantes americanos, australianos, neozelandeses, sur africanos, coreanos, chinos, japoneses, españoles, franceses, rumanos, ingleses, italianos, alemanes, rusos, noruegos, croatas, indios… ¡Seguro que me estoy olvidando alguna nacionalidad! Pero la mezcla de culturas es muy enriquecedora.
Normalmente no hay roces graves entre los residentes, algunas vez hemos tenido situaciones incómodas con estudiantes asiáticos cuyo estilo de vida es mucho más calmado que en otras nacionalidades y se pueden sentir agobiados con nuestro ritmo de vida. No se puede decir que hayamos llegado a tener ningún conflicto, todos somos conscientes de que estamos en un país extranjero, y que los demás también son de otros países y tienen otras costumbres por lo tanto toleramos las diferencias de los demás entendiéndolas y respetándolas.
Los únicos problemas que tenemos son los que puede haber en cualquier casa: que a quien le toca sacar la basura, alguien se ha olvidado de limpiar sus platos…

¿Qué países/ciudades te dieron a elegir?
Al solicitar tu estancia en el extranjero no lo haces en base al país o ciudad que quieres visitar, lo haces en base a las universidades que tienen convenio con la tuya, como la Universitat de Barcelona es muy activa a nivel internacional tuve muchas opciones. La mayoría de universidades tienen convenio con universidades en todos los países de la comunidad europea.
En principio tenía una lista de ochenta universidades para elegir. Cada universidad tiene su manera de hacer y sus criterios a la hora de elegir a sus estudiantes y a eso hay que sumarle tu criterio personal: las asignaturas que quieres hacer, el idioma en que las vas a cursar y las distintas maneras de dar clase.
Al final, de esa lista de ochenta descarte todas las que no ensenaban en inglés y me quedaron treinta universidades, entonces descarte más de veinte universidades porque las asignaturas que impartían no eran las que yo estaba buscando, así que finalmente me quedaron ocho.
De esas ocho universidades tenía que meter solo cinco en mi solicitud, elegí la Universidad de Dublín (Irlanda), la de Utrecht (Países Bajos) , la de Aberdeen ( Escocia), Rotterdam (Países Bajos) y Boloña (Italia). Al final fui aceptado en todas menos en Dublín, así que elegí ir a la de Utrecht.

¿Qué te parece la reforma que impuso Wert?
La reforma impuesta por Wert implicaba una redistribución del dinero de las becas. Con esta reforma para conseguir la beca tenías que haber cobrado la beca general el año anterior. La beca general se otorga a los estudiantes que disponen de pocos ingresos para que puedan seguir estudiando, en cambio la beca Erasmus se otorga en base al a los resultados del estudiante. Lo que hacia esta reforma era mezclar dos principios muy distintos además de reducir enormemente la cantidad de personas que podían recibir la beca.
Lo peor de todo es que esta ley se aplicaba a estudiantes que ya estábamos en nuestro destino y ya contábamos con tener ese dinero, por lo cual esa ley era retroactiva e ilegal.
Al principio fue como un cubo de agua fría, cuesta entender que el gobierno aplique leyes ilegales. Me sorprendió como los estudiantes fuimos capaces de organizarnos contra esta reforma tan injusta: El mismo día ya habíamos difundido nuestro grito de ayuda por todas las redes sociales y la prensa española e internacional. En segundo día se empezaron a programar concentraciones en las embajadas españolas de todos los países europeos lo cual podría acabar de hundir la mala imagen que ya se tiene sobre el gobierno español a nivel internacional.
A Wert le salió el tiro por la culata, probablemente el y su equipo pensaban que al estar lejos de casa no nos podríamos movilizar pero nuestra capacidad de reacción fue muy rápida y la unión europea se pronunció en contra de su reforma ya que era injusta, ilegal i no tenía fundamentos económicos. Recientemente la Unión Europea ha desmentido las declaraciones en que Wert aseguraba que se recortaría a la mitad el presupuesto Español para los Erasmus, cosa que nos hace dudar una vez más de la verdadera finalidad de sus reformas.

3 comentaris: